Funes Ahora
Escuchá la redio online

Un joven de 14 años perdió la vida al tomar contacto con un pilar de energía eléctrica.

Alrededor de las 20.30 de hoy domingo, en calle Bouchard al 2100 de Funes se produce el accidente de un adolescente de 14 años que  al tomar contacto con un pilar de luz  y presentando el cuerpo húmedo, recibió una descarga eléctrica que requirió urgente asistencia.

 

Locales | 30/11/20

 
 

Llegaron al lugar en principio personal de Defensa Civil que comienza de inmediato  a practicarle maniobras de resucitación recuperándolo. Al momento llegan dos ambulancias con  personal médico que, al volver a descompensarse el adolescente, toman la responsabilidad de hacerle  RCP hasta recuperarlo nuevamente. En ese momento y con la urgencia del caso es trasladado hacia el Centro de Salud Houssay donde a pesar de los esfuerzos del personal médico no lograron salvarle la vida. 

 En el caso trabaja la fiscal de Homicidios Culposos, Doctora Prunoto, quien ordenó que una cuadrilla de la EPE se haga presente lo mismo que Alumbrado Público. El peritaje ya concluyó. La causal es materia de investigación.

El cuerpo sin vida del adolescente de 14 años permanece en el Centro de Salud Houssay a la espera del Médico Forense del Instituto Médico legal.

Según fuentes de las fuerzas de seguridad de Funes, el adolescente salió de la pileta y fue cuando tocó el  pilar de luz. La descarga eléctrica  le provocó un paro cardiorespiratorio

 Se solicitó a la Empresa de Energia (EPE) que perite el lugar para detectar la fuga de energía eléctrica y solucionar el desperfecto que causó este lamentable accidente.

Los propietarios del inmueble presentaron el control realizado el 20 de noviembre pasado en el que se informa que "se cuenta con las condiciones de seguridad eléctrica establecidas por las normas vigentes. 

FUNES AHORA

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 
 

Fm Diez Funes

Emisora de Fm integrada al grupo Mas Voces SRL

 

Aeropuerto Internacional Rosario

Información arribos y partidas de vuelos

 

Desarrollado por Rodrigo Guidetti